ONG alerta que 2,4 millones de nicaragüenses terminarán en la pobreza en 2020

Managua | EFE.-

Hasta 2,4 millones de personas, un 36,9 % de la población de Nicaragua, terminarán en la pobreza al finalizar 2020 debido al impacto de la pandemia del coronavirus, según un estudio elaborado por la no gubernamental Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides).

La tasa de pobreza general en Nicaragua pasará de 28,2 % en 2019 a un rango de entre 32,2 % y 36,9 % en 2020, estimó el Funides, un centro de pensamiento independiente, en ese estudio enviado este viernes a Efe.

“Esto implicaría que entre 2,1 a 2,4 millones de personas vivirían con 1,76 dólares o menos al día”, alertó esa ONG en un capítulo titulado “Impactos en empleo, pobreza y desigualdad del COVID-19” en Nicaragua.

Asimismo, advirtió que el aumento de la pobreza provocará un crecimiento en el número de personas que enfrentarán inseguridad alimentaria en este país centroamericano, el segundo más empobrecido de América, sólo superado por Haití.

DE 238.000 A 302.000 DESEMPLEADOS

En el estudio, esa ONG también advirtió que la “profundización” de la recesión económica en Nicaragua debido al COVID-19 generaría un nuevo aumento en el desempleo, así como una nueva disminución del producto interno bruto (PIB) per cápita a nivel nacional.

“Dada la estimación de contracción de la actividad económica, se estima que la tasa de desempleo abierto aumente de 6,6 % en 2019 a (entre) 7,3 y 9,2 % en 2020”, indicó.

Lo anterior, agregó, implica que podría haber entre 25.000 y 89.000 desempleados este año, por lo cual el saldo de desempleados al final del año se contabilizaría entre 238.000 y 302.000 personas.

Asimismo, estimó que el PIB per cápita oscilará entre 1.655 y 1.787 dólares en 2020.

“Esto representa una contracción de entre 6,9 % y 13,7 % en comparación con lo registrado en 2019”, apuntó.

SE AMPLIARÁ DESIGUALDAD DE GÉNERO

Asimismo, el Funides avisó que la profundización de la crisis económica, que tiene dos años consecutivos de contracción, y el incremento en los niveles de pobreza tendrían un impacto directo en la desigualdad de género.

“Así, el potencial cierre de empresas en sectores donde las mujeres tienen alta participación afectaría de manera desigual a hombres y mujeres, ampliando las brechas de género ya existentes”, apuntó.

Por ejemplo, las zonas francas y los negocios turísticos, donde las mujeres tienen una mayor participación laboral, se han visto afectadas por la reducción de la demanda externa, anotó.

De igual forma, en situaciones de crisis la doble o triple carga de trabajo no renumerado que realizan las mujeres en el hogar aumenta, principalmente porque al tomar las medidas necesarias para protegerse del virus el tiempo promedio de estancia en el hogar es mayor, continuó.

URGEN MEDIDAS

Además, las mujeres y las niñas podrían estar expuestas a situaciones de mayor vulnerabilidad y violencia intrafamiliar debido a un aumento en los niveles de estrés y tensión por el confinamiento y la pérdida de empleos, añadió.

“Todo lo anterior pone de relieve la importancia de implementar medidas y acciones diferenciadas que permitan prevenir, mitigar y enfrentar los impactos sociales generados por la pandemia, en particular hacia los grupos más vulnerables de la sociedad”, sugirió esa ONG.

El PIB de Nicaragua decreció un 3,9 % el año pasado, y 4 % en 2018, como producto de la crisis social y política que afecta al país desde hace dos años, según el Banco Central.

Además, se contraerá 5,9 % en 2020, con lo que sumará su tercer año consecutivo con saldo rojo, de acuerdo a la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

La economía de Nicaragua se contraerá entre 6,5 % y 13,7 % en 2020, según el Funides.

Para este año 2020, antes de la pandemia del coronavirus, el Gobierno estimaba un crecimiento de 0,5 %.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *