La OMS advierte de un aumento de crisis sanitarias en África por el clima

Nairobi | EFE.-

La crisis climática fue responsable de más de la mitad de las emergencias sanitarias que han golpeado África durante los últimos veinte años, provocando que este tipo de sucesos sean cada vez más comunes en el continente, advirtió este miércoles la Organización Mundial para la Salud (OMS).

«La emergencia climática es una de las mayores amenazas para la humanidad. Las condiciones necesarias para garantizar una buena salud está en peligro con eventos climáticos cada vez más severos», señaló la directora regional para África de la OMS, la doctora Matshido Moeti, en un comunicado.

«Las inundaciones frecuentes y las enfermedades transmitidas por el agua y vectores (parásitos, bacterias o virus) están profundizando las crisis sanitarias. Aunque África es el continente que menos contribuye a la crisis climática, sufre todas las consecuencias», lamentó Moeti.

Según un nuevo estudio de la OMS, el continente africano registró desde 2011 hasta 2021 un crecimiento del 21 % en el número de emergencias de salud pública con respecto a la década anterior.

Las inundaciones, por ejemplo, favorecen la aparición de enfermedades diarreicas, que son la tercera causa principal de enfermedad y muerte en niños menores de cinco años.

Por otro lado, los cambios de temperaturas están permitiendo la expansión de los mosquitos que transmiten enfermedades como la fiebre amarilla o la malaria, o de las garrapatas que pueden provocar la fiebre hemorrágica de Crimea-Congo (FHCC), con una tasa de mortalidad de hasta el 40 %.

Aunque el número de muertes por malaria descendieron en África desde 840.000 en el año 2000 hasta 602.000 en 2020, esta enfermedad sigue siendo un importante desafío para el continente.

Además, los choques climáticos a menudo impiden a los agricultores obtener alimentos suficientes, provocando un número cada vez mayor de casos de desnutrición.

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) alertó este martes de que unas 346 millones de personas en África -más de una cuarta parte de los habitantes del continente- están afrontando «una crisis de seguridad alimentaria», una situación «alarmante» que puede empeorar durante los próximos meses.

Para mejorar este escenario, la OMS pidió a los gobiernos de África que prioricen el bienestar de los ciudadanos en las decisiones importantes, detengan las nuevas exploraciones de combustibles fósiles, impongan impuestos a las empresas que emiten gases contaminantes, e implementen las pautas de calidad del aire.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: