Hijos de expresidente Panamá sentenciados en EEUU por lavado de dinero de Odebrecht

Imagen de archivo. Ricardo (al medio) y Luis Enrique (extremo izquierdo), hijos del expresidente panameño Ricardo Martinelli, hablan con su abogado luego de ser detenidos para enfrentar la extradición a Estados Unidos por cargos de lavado de dinero, en Ciudad de Guatemala.
NUEVA YORK/CIUDAD DE PANAMÁ | Reuters.-

Dos hijos del expresidente panameño Ricardo Martinelli (2009-2014) fueron sentenciados el viernes a tres años de prisión en un tribunal de Estados Unidos por ayudar a lavar millones de dólares en pagos de sobornos que la constructora brasileña Odebrecht hizo a un alto funcionario del istmo.

Los fiscales buscaban penas de entre nueve y 11 años de cárcel para Ricardo Martinelli, de 43 años -homónimo de su padre-, y Luis Martinelli, de 40. Por su parte, su defensa consideró que ambos habían cumplido ya su condena durante su detención en Guatemala y Nueva York.

«La defensa (…) obtuvo, de acuerdo a las circunstancias, un resultado favorable, muy alejado de las excesivas pretensiones de los fiscales (…) de más de nueve años», dijo el vocero del exmandatario, Luis Camacho.

Durante su acusación, los hermanos Martinelli ​​reconocieron haber creado cuentas bancarias extraterritoriales y compañías ficticias para recibir pagos de sobornos cuando su padre fue presidente, y se declararon culpables de un cargo de conspiración de lavado de dinero el año pasado.

Los abogados defensores argumentaron que los Martinelli no deberían pasar más tiempo bajo custodia, en parte porque habían actuado a instancias de su padre, identificado como el destinatario de los sobornos, además de que pasaron casi dos años detenidos en Guatemala y seis meses en Brooklyn.

«Realmente quería complacerlo, mantenerlo feliz, mantenerlo orgulloso», dijo Luis Martinelli en la audiencia de sentencia en la corte federal de Brooklyn. «Eso no quiere decir que no soy responsable de mis acciones», agregó.

El joven Ricardo Martinelli también sostuvo que lamentaba sus acciones y esperaba que su declaración de culpabilidad ayudara a «establecer la rendición de cuentas» en Panamá. Los hermanos fueron extraditados en 2021 tras ser arrestados en Guatemala.

El caso surgió de la declaración de culpabilidad de Odebrecht en 2016 por cargos de soborno y lavado de dinero relacionados con el pago de más de 700 millones de dólares en sobornos a funcionarios latinoamericanos para ganar contratos.

El exmandatario Martinelli no ha sido condenado por ningún delito, pero sigue bajo investigación en Panamá debido a una investigación separada sobre Odebrecht. Él, sin embargo, ha negado las acusaciones en su contra.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: